26/06 – Emprendedoras formoseñas en Caminos y Sabores

Un grupo de mujeres se convenció de que el nexo con pares de su mismo sexo era la fórmula del éxito para dar a conocer sus productos. La Cámara de Mujeres Empresarias de Formosa debutó como tal el año pasado en la feria Caminos y Sabores. Ahora vuelve a contar su experiencia.

Llevar adelante un proyecto de autogestión suele ser complejo. Y cuando el desafío lo enfrentan mujeres puede dificultarse un poco más. Pero si las mujeres se relacionan y tejen nexos con otras emprendedoras la tarea se vuelve más gratificante y exitosa. CAMEFOR es la Cámara de Mujeres Empresarias de Formosa que debutó el año pasado en la feria Caminos y Sabores y en esta edición, del 7 al 10 de julio en La Rural, volverá a participar.

“La experiencia anterior fue excelente. Nuestras socias mostraron sus productos, pudieron venderlos y hacer contactos comerciales e incluso con otras provincias”, relata Norma Simonit, una de las fundadoras para quien la feria resultó un lugar ideal para establecer vínculos con otras mujeres con los mismos desafíos a la hora de llevar adelante sus microemprendimientos.

Formosa copiaEste año, las integrantes de CAMEFOR volverán a Caminos y Sabores. Lo harán con sus objetos de cuero y marroquinería, con delicias gourmet como mermeladas autóctonas, alfajores de algarroba, productos derivados del mango, y con muebles de lapacho y algarrobo. Además, estarán representando a Formosa, mostrando todas las actividades en turismo responsable y de aventura que se desarrollan actualmente en la provincia.

“En la provincia de Formosa no teníamos un lugar donde las mujeres nos pudiéramos agrupar para ser reconocidas, tejer contactos y comercializar nuestros productos. En respuesta a esa necesidad surgió la Cámara”, relata Simonit. Hoy, CAMEFOR se vincula con sus pares del Chaco, Corrientes, Misiones y hasta inclusive Paraguay.

“Juntarnos facilita la generación de negocios”, agrega la secretaria de la organización. “Nos podemos capacitar, conocemos personas y nos hacemos conocer con nuestros productos y servicios. Además, ingresamos a una red de negocios”, revela la emprendedora.

“Es difícil ser empresaria mujer en Formosa, porque toda la zona del norte de nuestro país tiene una conducta muy machista”, dice. En un contexto tan desfavorable, las oportunidades y posibilidades de crédito y financiamiento son más limitadas y casi escasas para una mujer. Y a esto se le debe sumar la cuestión doméstica: “La responsabilidad de una casa, de una familia, de los hijos: el tiempo por ahí es el más tirano con nosotras”, opina.

Pero en CAMEFOR, el trabajo en grupo es lo que les ha permitido emprender la difícil tarea de dirigir una empresa basándose en el tejido de relaciones y la fortaleza del género.

Descargar gacetilla, aquí
Descargar foto en alta, click acá
Todas las fotos de Caminos Y Sabores se pueden descargar en Flickr